Información de la expansión

Opus X: Ancient Champions trae nuevos contendientes y habilidades al juego de cartas de FF

Opus X: Ancient Champions sale a la venta el 8 de noviembre de 2019 y nos trae un montón de caras conocidas de Final Fantasy con efectos muy potentes. También se le añaden nuevas habilidades de “daño” al juego de cartas de FF, que harán que afectará a cómo realizar daño entre los jugadores de Final Fantasy. La expansión viene con 130 cartas regulares y la friolera de 162 cartas premium, un aumento notable desde Opus IX. Por lo que respecta a las cartas, hay un puñado de leyendas muy interesante con bastante texto  que pueden afectar significativamente al aspecto competitivo.

Squall se preocupa por el daño y tú también deberías prestarle atención

Squall (10-033) fue la primera carta revelada de Opus X y con una Buena razón. Squall es un delantero “candidato a SeeD” de coste 3 y 7000 de poder. Tiene tres habilidades que active que se activan cuando se dan ciertas condiciones. Normalmente, cuando entra en el campo, Squall pone en dull a un personaje. Si su jugador tiene 2 o más daños en ese caso Squall pone en dull y congela a un personaje. Y aún mejor, si el jugador ha recibido 5 daños o más, Squall hace 8000 de daño a un delantero en dull, como el que has puesto en dull, probablemente matándolo. Esta nueva carta de Squall es tremendamente potente, lo que te da una capacidad de control de la mesa con solo una carta de bajo coste, que se puede jugar al principio de la partida.

Lo mejor de lo demás

Squall Leonhart es una carta bastante notable, pero desde luego no es la única carta interesante de esta expansión. Ashe (10-106) es otra carta de leyenda que tiene bastante texto. Es un delantero de coste 4 con 8000 de poder; al principio de cada fase de combate, su jugador elige dos acciones de cuatro posibles. Puede robar y descartar una carta; darle +1000 de poder a todos los delanteros de agua hasta final del turno; activar un personaje; o negarle las habilidades a un delantero con un coste de 4 CP o menos hasta el final del turno. Esto es por cada fase de ataque, si no tratas con ello, Ashe puede convertirse en una bola de nieve imparable, dándote una ventaja de cartas y un exceso de habilidades potentes entre las que elegir. Esta habilidad está activa independientemente de si Ashe ataca o no, lo que significa que puedes usar esas habilidades desde que entra en juego. Échale un vistazo a esta carta de Ashelia B’nargin Dalmasca.

En el espectro de un coste más alto, tenemos a Refia (10-128), un guerrero de la luz de coste de 5 puntos de cristal con 8000 de poder. Aunque quizá su coste de 5 no sea tan atractivo, Refia puede hacer de tutor según entre en el campo de batalla y puede eliminar un delantero del rival cada vez que ataque, siendo casi inevitable librarse de ello.

Independientemente de lo que prefieras, Opus X: Ancient Champions promete que se tambalee el metajuego después del último baneo, así que asegúrate de revisar la última expansión del juego de cartas de Final Fantasy.


cardPreview